Translate

domingo, 18 de agosto de 2013

Suavis Inimicita


No entendía a su marido.
Adriana no entendió porque Aníbal se fue una noche por "asuntos que le reclamaban",¿que asuntos le ausentaban nuevamente de su hogar y de su familia? La joven princesa temía que esos "asuntos" tuvieran relación con alguna amante,estos negros pensamientos deprimían a la joven. Y peor era cuando esos asuntos lo ausentaron varios días de su casa.

Una de tantas tardes de soledad,Adriana harta de estar en casa,decidió salir un rato y despejarse,dejó a su bebé con Elira,su niñera, y cómo Dido estaba fuera,salió sola a andar un poco por Cartago aprovechando las últimas horas de sol.
Pero esta soledad hacía que pensase peor de su marido,¿tanta cara tenía de que si estaba con una amante estar tanto tiempo fuera?

-"Nuestra boda fue concertada.Él me pidió en matrimonio a mi abuelo,pero quizás sólo por poder y quiera a otra....."- pensaba amargamente la joven.

-¡Kshyqti!- Adriana se giró al oír su nombre púnico,después de todo se había acostumbrado a que la llamasen así en público. Le costo un poco reconocer a  quién la llamo. Era un hombre bastante alto y corpulento,con facciones duras pero con una mirada de cachorrito.Su nombre era Bolmícar y era uno de los compañeros de Aníbal.Él y Adriana se conocieron en la boda y estuvo cuando Sadik fue consagrado a Baal en el templo,pero nunca habían hablado.

-¡Kshyqti! Mi señora.- dijo Bolmícar inclinando levemente la cabeza en señal de respeto a la mujer de su general,no iba solo,iba con un joven soldado más o menos de la edad de Adriana.

-Bolmícar,hacía meses que no te veía.

-Así es,mi señora. No esperaba encontrarla aquí,pero ya que esta,le quería preguntar por Aníbal,esta desaparecido.

-Me dijo que debía atender unos asuntos.

-¿Tres días?- Bolmícar torció la boca con gesto dudoso,el joven que lo acompañaba intervino.

-Sé que asuntos se tratan.Me ordeno buscar e informarle del lugar de residencia de un tal Hannon.- ¿Hannon? ¿Así no se llamaba el padre de Aníbal? Adriana creía que su suegro había fallecido,pero era verdad que ni Aníbal ni Dido se lo dijeron,¿podía estar vivo y Aníbal buscase venganza? Podía ser....

-¡¿Y por qué no dijiste nada,enano cabrón?!- bramó Bolmícar,el hombre sentía debilidad por Aníbal y su familia desde que su general lo salvo en una batalla y era obvio que Kshyqti le parecía una beldad. Si su general le pedía proteger a su esposa y a su hijo daría su vida por ellos.

-Me ordeno que no dijese nada,a excepción de a su esposa si la veía.

-Gracias pro decírmelo,¿podría saber tu nombre?

-Élbir,Kshyqti.

-Un respeto,Élbir,es la esposa de Aníbal y princesa de Sicilia,llamadla de princesa o mi señora.-regaño Bolmícar a Élbir.

-No pasa nada.- intervino suavemente Adriana.- si me disculpáis,vuelvo a casa,mi hijo me necesitara...

-¿Os acompañamos,mi señora?- Adriana negó con la cabeza,tras despedirse de los dos oficiales fue directamente a su casa con la cabeza llena de oscuros presentimientos,se consideraba un grave delito el parricidio,Aníbal podía.....¡no!

Cuando llegó a la puerta de su casa,encontró a la última persona que esperaba ver.

-¡¿Selene?!

Continuara...


No hay comentarios:

Publicar un comentario